Ayer, el famoso proveedor de videoconferencias Zoom anunció oficialmente que adquirió Keybase, una plataforma de intercambio de archivos y mensajería reconocida por su seguridad.

Una de las críticas que se dirigieron a Zoom desde su lanzamiento se centró precisamente en la seguridad, dado que inicialmente existía la posibilidad de revisar y recuperar videoconferencias anteriores. Esto obligó a la compañía a actualizar e integrar un servicio de cifrado para hacer que la transmisión de datos sea más segura.

Además, a finales de abril, Zoom fue pirateado.

Aunque la plataforma está actualmente centralizada, tal vez esta adquisición llevará su seguridad a un nivel superior a través de la integración del equipo de Keybase.

El CEO de Zoom, Eric S. Yuan, recordó que hay varias plataformas que ofrecen comunicación cifrada de extremo a extremo, pero que solo Keybase ofrece un nivel de conocimiento realmente profundo del tema.

“El primer paso es reunir al equipo adecuado. Keybase aporta una gran experiencia en cifrado y seguridad a Zoom, y estamos encantados de dar la bienvenida a Max y su equipo. Al contar con un grupo cohesionado de ingenieros de seguridad como este, avanza significativamente nuestro plan de 90 días para mejorar nuestros esfuerzos de seguridad”. 

Vale la pena señalar que el equipo de Keybase está dedicado a la seguridad y la privacidad, como lo señaló el cofundador de Keybase, Max Krohn:

“¡Keybase está encantado de unirse al Team Zoom! Nuestro equipo es un apasionado de la seguridad y la privacidad, y es un honor poder llevar nuestra experiencia en cifrado a una plataforma utilizada por cientos de millones de participantes al día”.

Todos los detalles sobre cómo se desarrollará la nueva seguridad dentro de Zoom se darán a conocer después del 22 de mayo para recibir comentarios de los usuarios y mejorarlos aún más.

Este es definitivamente un éxito para Keybase que, desafortunadamente, también es famoso por no haber logrado administrar el airdrop de Stellar (XLM) de 2 mil millones.