El comercio de criptomonedas está envuelto en una nube de misterios y enigmas: los comerciantes que trabajan con activos digitales, son especuladores que arrojan fajos de dinero a su alrededor y se desplazan por las metrópolis nocturnas en autos deportivos caros, o genios matemáticos y técnicos con décadas de experiencia en las bolsas de valores en sus espaldas. ¿Tiene este mito alguna base de hecho? Tal vez.

Sin embargo, lo cierto es que el comercio de criptomonedas, es sólo una pequeña parte de este iceberg. Sí, está en la parte superior, pero no es la esencia. Está basado en la misma tecnología de Blockchain de la que incluso los perezosos recién conocen. Allí es donde se encuentra la tecnología cuántica. Y si Blockchain es el cerebro de esta nueva nave estelar, entonces la tecnología cuántica es el motor. Sí, aún potencialmente, debido a que hay muchos aspirantes.

¿Cuál es el papel de las criptomonedas en esta graciosa analogía? Desafortunadamente, están en la parte visible del témpano de hielo. Y su papel es circunstancial. Sí, Bitcoin ha vivido, vive y vivirá. No obstante, existe un montón de altcoins…

Sí, actualmente el mundo de las criptomonedas se ha vuelto más accesible y comprensible, en gran medida gracias al desarrollo de diversos servicios, que lo acercan al formato más habitual de los activos financieros tradicionales. Han aparecido aplicaciones que permiten comprar rápidamente criptomonedas con una tarjeta o cuenta bancaria, billeteras móviles, donde se puede almacenar monedas e incluso pagar las compras diarias con ellas. Pero el comercio de criptomonedas sigue siendo una selva en la que sólo los más fuertes pueden sobrevivir. La fuerza, en este entorno, radica en los datos, la velocidad de procesamiento, la información, la comprensión de los riesgos de inversión y las estrategias. Tales habilidades y conocimientos están ausentes en los comerciantes sin experiencia en el rápido mundo de los activos digitales. La especulación emocional, que a menudo sufren los principiantes en el terreno del intercambio, está sujeta a la pérdida total de los fondos invertidos. Es poco probable que la falta de determinación en este caso sea mejor.

Entonces, ¿qué hacemos? En primer lugar, apostar por combinaciones complejas de tecnologías, en segundo lugar, estar dispuesto a asumir riesgos. Y en tercer lugar, por último, creer en su elección.

Usted puede venir por cuenta propia o unirse a uno de los equipos en cuestión. La decisión sigue siendo suya.

Una de las posibles elecciones es el nuevo proyecto europeo QubitTech, que durante mucho tiempo no se ha limitado a Europa y Asia.

Esto no se trata de criptomonedas y especulación. QubitTech es más bien una combinación de un negocio de TI clásica, con un componente de software y una creencia en el motor Perpetuo, cuyo papel es desempeñado por las mismas tecnologías cuánticas. La combinación, digamos inmediatamente, es extraña. Pero, ¿Apple y Microsoft no parecían iguales en su momento?

Los dos productos principales de QubitTech son los sistemas algorítmicos y las tecnologías cuánticas, que también se utilizan en algoritmos. En parte, la plataforma misma utiliza estos algoritmos, en parte se ofrece a los usuarios en forma de robots que se integran de manera independiente en sus cuentas durante los intercambios.

Hay dos tipos de robots autónomos QubitTech: Plano (flat) y Tendencia (trend). La estrategia del primero se basa en cambiar el valor del generador RSI y cruzar los límites del rango seleccionado; la estrategia del segundo se basa en los indicadores de la media móvil 9MA4, MA9 Y MA20) y el oscilador RSI. Puede usar uno o dos robots al mismo tiempo. En conjunto, su trabajo será más integrado y receptivo a los más mínimos movimientos del mercado. Algunos expertos creen que usar ambos robots al mismo tiempo dará el mayor rendimiento, pero incluso con uno solo, la ganancia será estable.

El propietario del robot puede elegir la estrategia más adecuada para su perfil de inversión según el tipo de riesgo: desde bajo, con un riesgo de no más del 0,5% del depósito por operación comercial, hasta alto (no más del 1% del depósito por operación comercial). La rentabilidad media de los robots fluctúa al nivel del 7%. Esto es más bajo que con las licencias digitales, pero el riesgo para un comerciante también es menor.

¿En qué se diferencian los sistemas algorítmicos automatizados de QubitTech y sus robots autónomos, de otros llamados “robots” que ya existen en el mercado? Como se mencionó anteriormente, la plataforma QubitTech se origina a partir de la unión de varias tecnologías. La clave es la computación cuántica. La introducción de tecnologías cuánticas permite a QubitTech procesar cientos de veces más datos del mercado, estar un paso por delante de la competencia constantemente y hacer cálculos mucho más rápido que otros robots comerciales.

Hasta ahora, la tecnología cuántica sigue siendo, en gran parte, privilegio de las grandes corporaciones de TI y las empresas de defensa. La carrera por la supremacía cuántica va entre gigantes tecnológicos como IBM, Google y Honeywell. Esta carrera comenzó a principios de siglo, cuando el resto del mundo se estaba acostumbrando a la idea de un meteórico futuro crecimiento de las “puntocom” a pesar de la crisis financiera. En 2001, IBM afirmó haber probado con éxito una computadora cuántica de 7 qubits. Ahora en el arsenal de IBM, hay un prototipo de procesador de 50 qubits. Google logró ir más allá y construyó un procesador cuántico Bristlecone de 72 qubits, y el año pasado anunció que había logrado construir un procesador cuántico Sycamore de 53 qubits, que alcanzó la superioridad cuántica. En 2020, Honeywell hará un gran avance. Conocida por sus contratos de defensa, la compañía con sede en Carolina del Norte anunció la creación de una computadora cuántica de 64 qubits que, según los creadores, es “el doble de poderosa que la próxima alternativa de la industria”.

Aunque los consumidores comunes a menudo escuchan historias sobre el posible uso de la computación cuántica en sistemas de defensa, estas tecnologías se aplican a todas las áreas: producción industrial, sistemas de seguridad cibernética y, por supuesto, servicios financieros. No es una coincidencia que uno de los primeros socios comerciales de Honeywell en probar la nueva computadora cuántica fuera JP Morgan, el mayor banco de los Estados Unidos. En 2019, la industria de la computación cuántica estaba valorada en 507,1 millones de dólares. Según las previsiones de la empresa consultora McKinsey, en 2030 el mercado de la informática cuántica superará los 65 billones de dólares, y en 2035 alcanzará el trillion de dólares.

Mientras que las grandes y lentas corporaciones están probando soluciones basadas en la tecnología cuántica, las pequeñas empresas construidas originalmente sobre arquitectura digital están liderando la carrera por la excelencia cuántica, ya que ofrecen a los usuarios soluciones extraordinarias. QubitTech es una de las primeras plataformas del mundo en utilizar con éxito la tecnología cuántica. Sus clientes no son clientes regulares, sino usuarios de la plataforma, parte de la comunidad. Los usuarios disponen de licencias electrónicas de QubitTech en varios formatos.

El costo de la licencia digital en la plataforma es fijo, varía de 100 a 100 000 USDT. La devolución del costo inicial de la licencia se incluye en la remuneración que se paga por ella. La recompensa se calcula en USDT y se produce todos los días, su porcentaje es variable, el cual llega al 2% diario. La recompensa total de cualquier licencia digital está limitada al 250%, después de esto desactiva automáticamente.

Otra de las razones del éxito de QubitTech es el trabajo coordinado del equipo de creadores, un grupo de expertos independientes en métodos algorítmicos y manuales de gestión de activos, así como especialistas reconocidos en el campo del desarrollo y administración de sistemas electrónicos, con amplia experiencia en los mercados financieros tradicionales.

El equipo de QubitTech está dirigido por Greg Limon, CEO y que además es cofundador y accionista de la compañía canadiense DigiMax Global. Greg realizó dos IPO exitosas, participó en numerosos proyectos de capital riesgo que recaudaron más de 2 billones de dólares en inversiones. El principio de trabajo del equipo de Greg es “la gente es lo más importante”. El equipo de QubitTech tiene años de experiencia en tecnologías como inteligencia artificial, aprendizaje automático, análisis cuantitativo, comercio algorítmico y consultoría financiera, desarrollo de software y tecnología cuántica.

Para el lanzamiento de QubitTech, Greg reunió a su alrededor, no sólo a especialistas experimentados, sino a gente que literalmente arrasó en su propio negocio. Una de las “estrellas” de QubitTech es Marc Swickle, jefe de marketing de QubitTech, más conocido en el mundo financiero como consultor del Ministerio de Energía de Tailandia y propietario de una empresa de consultoría que presta servicios a fondos de cobertura que gestionan activos por valor de 500 millones de dólares.

El Director Técnico de QubitTech, Jorge Sebastião, es un renombrado conferencista internacional con experiencia en áreas como Blockchain, Ciberseguridad, Inteligencia Artificial, Internet de las cosas, 5G, Servicios en la Nube, Recuperación ante Desastres y Macrodatos. Jorge trabaja con las empresas más innovadoras como consultor profesional, para ayudarlas a construir una poderosa estructura de seguridad en áreas como la evaluación, la arquitectura, la aplicación, la administración, la concienciación y la flexibilidad.

El bloque tecnológico del equipo de QubitTech merece una atención especial. A través de asociaciones con proveedores de tecnología cuántica, QubitTech tiene acceso a las últimas innovaciones tecnológicas para el procesamiento y análisis de datos de mercado, y a un conjunto de herramientas exclusivas basadas en métodos automáticos de aprendizaje que utilizan la informática cuántica y las redes neuronales. Gracias al mayor rendimiento de las redes neuronales cuánticas, los robots comerciales de QubitTech pueden determinar con mayor precisión las tendencias del mercado y, por lo tanto, muestran mejores índices de relación riesgo/recompensa.

A diferencia de otros servicios de criptomonedas, QubitTech desarrolla soluciones que son interesantes para el mercado, no sólo como herramienta para el comercio, sino también como producto de la actividad de desarrolladores, altamente profesionales, de diversos campos del análisis de datos (aprendizaje automático, redes neuronales, análisis cuantitativo, computación cuántica). No hay duda de que en el futuro la computación cuántica se implementará en muchos servicios financieros para usuarios. Los clientes de QubitTech tienen la oportunidad de beneficiarse de ellos, hoy, antes de tiempo y aprovechando todas las ventajas asociadas a ello.

La apertura y la transparencia son los principios necesarios en el mundo actual para una plataforma TI actualizada que piense globalmente y busque ganar la confianza de los usuarios. Y QubitTech sigue estos principios – usted puede familiarizarse con las capacidades analíticas del equipo y la reputación de los analistas de QubitTech en el entorno profesional, en la red social de comerciantes TradingView. La empresa invita a las compañías emergentes de tecnología cuántica a debatir sus proyectos de financiación y trabajo conjunto.